brigadistas MLPA toda hora, los 365 días del año, este equipo altamente especializado permanece alerta y activa para prestar su apoyo a las comunidades del Valle del Choapa.

Durante seis días, alrededor de 280 personas trabajaron arduamente para controlar el incendio forestal que se registró en la comuna de Los Vilos, en paralelo a la tragedia que sacudía al sur de nuestro país. Entre ellos, una unidad muy particular: la Brigada de Emergencia de Minera Los Pelambres.

Conformado por 60 voluntarios -tanto trabajadores de Pelambres como de sus empresas colaboradoras- este equipo fue fundamental en el combate contra el fuego, implementando maniobras de emergencia como la creación de piscinas in situ para hacer más rápida la frecuencia de llenado de agua para los helicópteros y coordinar el apoyo con camiones aljibes.

Contar con una brigada de emergencia es parte fundamental en los trabajos que realiza Minera Los Pelambres. Prestar apoyo a los distintos Cuerpos de Bomberos del valle y trabajar hombro a hombro en las emergencias que se presentan, son parte de los objetivos que se han planteado las autoridades regionales y donde la compañía minera está presente para prestar sus servicios.

Se trata de una unidad multifuncional, presente en la operación interna de la mina y la externa que se encarga de actuar en la prevención de accidentes que afecten directamente a las comunidades del Valle del Choapa.

Jaime Pirozzi es el Supervisor de Emergencia de la Superintendencia de Prevención de Riesgo, grupo que opera dentro de Minera Los Pelambres.

¿Qué es la Brigada de Emergencia?

“El equipo de respuesta de emergencia es un equipo estructurado por brigadistas, voluntarios principalmente, desde el puerto hasta la mina. En la mina tenemos una Brigada de Emergencia compuesta por ocho voluntarios por cada grupo, en total son 32 voluntarios distribuidos en cuatro grupos. Tienen como equipo mayor un carro bomba de cinco mil litros y una camioneta de rescate. En la Planta tenemos un camión y las brigadas están conformadas por 6 brigadistas por grupos, 24 en total.

Después tenemos la Brigada Mauro, compuestas por catorce voluntarios dividos en dos brigadas y en el puerto tenemos alrededor de 36 bomberos.”

¿Por qué fue necesario crear esta unidad?

“Primero, porque la ley lo exige. El Decreto Supremo 72 exige que las mineras tengan su brigada de bomberos ante la alertas de emergencia que puede derivarse en incendios,

derrames o fugas de materiales peligrosos, ya sea en tanques fijos o vehículos móviles, camiones y también rescate en altura, rescate urbano y rescate en espacios confinados.

¿Cómo puede integrarse una persona a este equipo?

“Nosotros tenemos siempre las puertas abiertas, todo el año, para los voluntarios que quieran inscribirse en algunas de las cuatro brigadas. El año pasado abrimos una nueva brigada por el tema de incendios forestales y el desafío que nos planteamos para este año es formar la brigada para Chancador Correa, ya que hay un riesgo especial de espacios confinados, incendio de correas, entre otros que hacen necesarios una intervención más rápida.

¿Qué emergencia se ha presentado últimamente?

“Tuvimos el incendio del 6 de diciembre pasado, en la zona de Portones donde contamos con el apoyo de Bomberos de Salamanca y Chillepín. Ese fue un incendio grande, había mucho viento así que las condiciones se daban para que hubiera propagación. Debimos organizarnos y armamos muy bien, llegaron incluso dos helicópteros para ayudarnos en los lugares más apartados.”

Al servicio de la comunidad

Franco Palavecino es el Jefe de Gestión Territorial entre la comunidad y las operaciones. En otras palabras, es el encargado de la contingencia de emergencia externa en el territorio. “Somos una minera muy especial”, dice Palavecino, “porque normalmente las mineras en el norte están alejadas de los pueblos y ciudades. En nuestro caso estamos insertos en las comunidades, somos un vecino más y el primer punto para llegar a la faena es pasar por Salamanca, Illapel y Los Vilos. Esto nos permitió darnos cuenta que ante una emergencia tenemos que ser parte de la solución, no del problema”, argumenta el especialista, razón por la cual la Unidad de Emergencia también está disponible en las comunas.

Palavecino cuenta que para el pasado terremoto esta unidad fue la primera en ponerse a disposición de las autoridades provinciales y regionales. “Comenzamos con el despeje de los caminos, especialmente en el sector El Boldo acá en Salamanca. Ahí estuvimos hasta cerca de las 5 de la mañana, era esencial habilitarlo por si se tenía que trasladar gente en una ambulancia”, sostiene.

¿En este caso quienes la componen y con qué medios cuenta?

“Cuenta con un grupo avanzado de especialistas en lo que es el manejo de incendios forestales, además contamos con un equipo de contingencia conformado por Buldócer, retroexcavadora, camiones aljibes para trabajar directamente y en conjunto con los bomberos y personal altamente preparado para responder en caso de contingencias.

¿Cuál fue la participación de la Unidad de Emergencia en el último incendio registrado en Los Vilos?

En el último incendio de Los Vilos, cuando se dio la alerta, informamos a nuestro Gerente General y de inmediato enviamos a nuestra Brigada de Incendios Forestales más el

equipo de contingencia. Ahí dispusimos de todo lo que teníamos a nuestro alcance, incluso con camiones aljibes, pero por sobre todo contamos con la voluntad y compromiso de todo nuestro personal. Esta unidad está al servicio de nuestra gente, de nuestros vecinos, y eso no se nos olvida.

LEAVE A REPLY